wailabel

Siempre estaremos juntos :) Amar, sentir, pensar, vivir

Luz de dragón

Deja un comentario

Luz de dragón

 

¡Seguimos de muy buena onda familia!

Con ritmo constante y muchas ganas de conocer todo y a todos. Con ganas de recorrernos hasta la última punta de este lugar lejano. Con ganas de bebernos y embriagarnos con la vida llena de novedad y aventuras.

Este fin de semana hemos vivido el año nuevo chino como ya avisé en la anterior actualización del blog. Las luces han reinado en la ciudad y los viajeros ha ocupado el lugar de los residentes que han huido para aprovechar los tres días de vacaciones (algunos hasta se han escapado mas días). Un baño de masas, de puestos de comida, de espectáculos. Leones y dragones, acróbatas, ¡fuego! Seguimos sin quejarnos porque todos los fines de semana se mueve algo por aquí. En Singapur es imposible aburrirse… ¡Y lo que nos quedará por recorrer! A cada paso descubrimos una nueva misión en nuestra lista que “quehaceres” en la urbe.

El jueves por la noche nos sumergimos en Chinatown. Nada más terminar de visitar un apartamento en un condominio, nos armamos de valor para meternos entre la marabunta de gente que se preparaba para la noche de fin de año. Luna llena, farolillos, cabalgata, fuegos artificiales. Más luz en la ciudad que parece que lo consume todo. Probablemente cené en el peor sitio del food court chino en Upper Cross St. (es lo que tiene cenar con hora española en víspera de año nuevo). Después, recorrimos con intensidad las calles de este particular barrio y decidimos apresurarnos a descansar tras una semana intensa.

Lo que nos esperaba el viernes era un cielo despejado y muy soleado. ¡Qué gustazo descansar los dos hasta mediodía! Y hacer un brunch en casa, mirar vuelos para los próximos fines de semana y cotillear el calendario de festejos para no perdernos nada.
Tras reposar la comida nos fuimos a recorrer la parte de Esplanade y Marina Bay Sands hasta que calló la noche. Sin darnos cuenta, la caminata se hizo fácil y amena a pesar de caminar entre “hordas” de indios que parecían los dueños del lugar por su constante presencia a cada paso. Nos pusimos hasta las orejas de los productos culinarios que se vendían en la feria, vimos danzas taiwanesas y acrobacias (algunas imposibles), junto con mucha decoración china que han estado preparando estas semanas de atrás. Como si fuesen “minifallas”, las estructuras de tela por dentro iluminadas simulaban estatuas, animales, paisajes, todo muy “lumínico” y “colorido”. Un popurrí digno de ver y difícil de describir.

Para rematar, en una orillita de la bahía se podía disfrutar de algo de música en directo, ver las barcas con los viajeros que deciden recorrer el río y contemplar los rascacielos monumentales que iluminan el cielo. Entre foto y foto se me fue de las manos…

Después de acercarnos de nuevo a la parte céntrica de la ciudad, el sábado decidimos aventurarnos a ir a Sentosa, una isla pequeña al sur de Singapur que está muy bien comunicada con un puente también peatonal. Como siempre, se me hace agradable ver cosas nuevas y acercarme a un puerto.
El paseo con la caída del sol no dejó de ser un poco caluroso y, cuando entramos en la isla, nos dimos cuenta de que también estaba abarrotada. Para resumirlo brevemente: esta isla es igual que tener un parque temático a mano y con muchas actividades. Desde el iFly Singapore, pasando por los Universal Studios Singapore o el Marine Lifepark, aquí tampoco te aburres. No te aburres ni haciendo actividades ni paseando y viendo cómo lo han montado todo. Al final, en el extremo de la isla y coincidiendo con el recorrido, alcanzamos la playa y la puesta de sol.
Entre gente, espectáculos, tiendas, vegetación, el sol volvió a caer y cerramos el día con nuevas impresiones de lo que este lugar ofrece a los turistas. Parece que Singapur nunca se apaga y que la vida se mueve igual que un dragón de CNY. Para mí, una de las mejores fotos que he tomado este fin de semana se encuentra en este post. Fue muy bonito ver en directo y por primera vez un dragón chino bailando. Me encanta poder compartir estas tradiciones legendarias y mitológicas con el anochecer y la compañía…

Para acabar y cerrar el post y el fin de semana, el domingo hubo BBQ con un grupo de españoles que llevan un tiempo por la ciudad. El networking sigue adelante y siempre es bueno escuchar consejos, compartir impresiones y descubrir compañeros de viaje. ¡Infinitamente agradecidos por poder hacer de vez en cuando estas reuniones! Gracias por la invitación Diego.

Con MUCHO más que decir 😀 Y deseando que todos hayáis disfrutado de vuestro fin de semana… Homitos de aquí y de allí…
– Helen, aquí está Mount Kimbie 😉 ¡Va por ti!

Mariposa iluminada

Anuncios

Autor: wailabel

Un rincón muy personal para compartirme con todos los que tengo lejos... Aquí podréis conocer más de mis aventuras, pensamientos y emociones. Podré dejar mi huella emocional a lo largo del tiempo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s