wailabel

Siempre estaremos juntos :) Amar, sentir, pensar, vivir

Finding Malaysia

1 comentario

Finding Malaysia

Seguimos con nuestra historia que sigue creciendo y alimentándose de muy buenos momentos. ¡Por fin hemos hecho nuestro primer viaje por la zona! ¡YEAH! Y hemos visitado una isla de Malasia…

PENANG se encuentra al noroeste de la península malaya y es un destino bastante agradable y accesible. Su capital, George Town, ofrece muchas comodidades para cualquier viajero que quiera acercarse a otra ciudad UNESCO World Heritage. Nosotros llegamos el viernes por la noche y nos alojamos en el hostal “Reggae Penang” situado en la calle “Love Lane”, un backpackers que nos recordó a la Calle Atocha y a nuestro amigo Fruti 😀
Quedaban justo dos camitas para nosotros y nos pareció bastante cómodo para pasar la noche, no hacía falta seguir buscando otros lugares ya que algunos estaban completos. ¡Parece que nos acompaña la suerte de última hora! Y el precio estaba bastante bien incluyendo el desayuno que nos metimos entre pecho y espalda a la mañana siguiente. 33 MYR o “ringgit” que vienen a ser 7.25 euros. Porque teniendo en cuenta que 1 euro son aproximadamente 4.55 MYR, el fin de semana te sale regalado (por cabeza no hemos llegado a gastar 50 euros y eso que no nos hemos privado de nada). Allí conocimos a otros viajeros con los que nos encontramos esa noche: gente de Alemania, Estados Unidos, Francia y España (al menos que conociéramos y habláramos con ellos). Todos muy contentos y en plena transición por la isla.

[Para los que quieran viajar por Malasia parece que hay buenas opciones para coordinar un turismo que se hospeda en hostales, utiliza el transporte público, almuerza en locales o puestecitos callejeros y busca excursiones variadas.]

Volviendo a nuestro fin de semana, para aprovechar el tiempo decidimos dedicar el sábado para visitar el Penang National Park y la Butterfly Farm, ambos destinos situados en el noroeste de la isla. ¡No paramos! Y nos encantaron ambas excursiones porque el tiempo se nos pasó volando.

En el National Park hicimos un recorrido bordeando la costa y metiéndonos por un camino que te permite apreciar la frondosidad que puede llegar a haber en el interior del parque. Unas dos horas subiendo y bajando por recorridos con piedras, raices, playas, escaleras, puentes de madera, un poco random todo y variado para que se sude mejor la camiseta. Nuestro destino final era alcanzar Monkey Beach para pegarse un baño, contemplar el mar y después volver en una barca que llegó a recogernos.

Tras el paseito por tierra y mar, el hambre acechaba y decidimos acercarnos a las inmediaciones de nuestro siguiente destino (a 20 minutos andando desde la salida del parque). En un restaurante a modo de foodcourt de lo más variopinto encontramos un pollo con arroz delicioso, un café revitalizante y un enorme zumo de coco que todavía recordamos. C’est la vie que uno lleva, con mucho orgullo, porque la decisión nos sentó de lujo, la comida resultó realmente BARATA y nos pareció muy entrañable y auténtico el lugar. Para nosotros no tiene precio el poder estar tan a gusto en un sitio donde posiblemente mucha gente tendría reparo en comer.

Para amenizar la tarde y teñirla de color de rosa, la visita a la Butterfly Farm fue la guinda de toda delicia. Empleamos más de dos horas en este centro de cría de mariposas, que además es el hogar para otros animales: insectos, peces, anfibios, reptiles… Un jardín que me gustaría “envolver y llevármelo a casa” como por arte de magia. No sé cómo encuentran estas actividades el resto de los mortales, pero yo soy carnaza para este tipo de ocio y me convierto en “la felicidad máxima con tintes empalagosos” admirando a sus habitantes, viendo volar a cientos de mariposas en un espacio bastamente enriquecido por lo vegetal: árboles, enredaderas, flores, helechos, musgos… Me ciego y acabo ensimismada, como en la foto, en un instante que ya es eterno e infinitamente hermoso para mi.

Nos cerraban el sitio y nosotros sin saberlo. Aturdidos por la visita, salimos del recinto y volvimos a la realidad. Acompañados por la puesta de sol, decidimos regresar a George Town y emplear nuestro tiempo en un espacio dedicado a la comida variada y callejera: el Red Garden Food Paradise & Night Market. Como suena. Esa cena fue otro homenaje del fin de semana y no reparamos en gastos. Igualmente, nos salió barata.

El caprichito antes de dormir en el nuevo hostal al que nos cambiamos, el “Ryokan” (otro backpackers situado en la calle “Jalan Muntri”), fue visitar el restaurante donde cenamos maravillosamente la noche del viernes para tomar un postrecito. El “Jaya Indian Restaurant” es otro “caballo ganador” para los estómagos hambrientos. Resulta que también está recomendado por el TripAdvisor y guardamos muy buen recuerdo, en especial, del camarero que nos ha atendido las dos noches. Vaya homito más encantador 🙂 No se desvanecía, ni por un segundo, una preciosa sonrisa de su cara. Esto si que son CAMAREROS.

Cerrando el fin de semana, el domingo por la mañana nos empapamos de Georg Town y sus barrios, calles, rincones y puntos de interés. A pesar del solazo y del calor intenso, resistimos las 3 horas de recorrido por la parte más céntrica y turística, disfrutando en especial de su particular Little India, los templos taoístas y la calle “Lebuh Armenian” plagada de arte callejero. No os perdáis la visita, sienta muy bien.

Vuelta a casa, nuestra querida casa, estamos con ganas de seguir haciendo viajes. De momento los vuelos con Air Asia nos han funcionado perfectamente y para este finde que viene nos vamos a Bandung, Java. ¡Veremos qué tal resulta el primer contacto con Indonesia! De ante mano sabemos que esta ciudad no representa el paraíso del que muchos hablan, estilo Bali, Célebes o Gili Islands; pero sí sabemos que es representativo de cómo viven sus habitantes cosmopolitas y el tipo de urbe que se ha creado a base de las colonias. Cerca de la ciudad hay plantaciones de té, aguas termales y algunos volcanes que merece la pena visitar. ¡Palabra de Budi!

Seguimos juntos, compartiendo y descubriendo.
Y Singapur cada vez me gusta más 😀 Pronto más noticias de nuestra aventura

Mariposa fascinada

Anuncios

Autor: wailabel

Un rincón muy personal para compartirme con todos los que tengo lejos... Aquí podréis conocer más de mis aventuras, pensamientos y emociones. Podré dejar mi huella emocional a lo largo del tiempo

Un pensamiento en “Finding Malaysia

  1. Que pasada!!! Me alegra que esteis asi, un besazo fuerte

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s